Lyndiana Bugarín propone una Ley de coordinación fiscal que permita al municipio acceder a más recursos federales

 

  • Desigualdad y la pobreza se estacionan en municipios menos favorecidos por la distribución del ingreso y la riqueza
  • Gasto Federalizado, que incluya el Pacto Fiscal Ramo 28– y Ramo 33

Lyndiana Bugarín aseguró que si queremos tener grandeza en este país, debemos fortalecer la coordinación fiscal de estados y municipios.

La candidata del segundo distrito electoral federal de la coalición “Todos por México” señaló que la desigualdad y la pobreza se estacionan en los estados y municipios menos favorecidos por la distribución del ingreso y la riqueza.

Con datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), Bugarín Cortes preciso que el segundo distrito electoral federal los 28 municipios se encuentran en la media de la pobreza en el estado.

Florencia de Benito Juárez ocupa el quinto lugar en pobreza, con un 75.1 por ciento, y Mezquital del Oro en pobreza extrema, se ubica en el quinto lugar con el 12.5 por ciento.

La candidata a diputada federal del PRI-PVEM-Nueva Alianza asumió el compromiso de legislar una coordinación fiscal que fortalezca a los gobiernos locales.

Propuso una Ley de coordinación fiscal flexible con los municipios, que permita acceder a más recursos federales para invertir en diferentes rubros, que impacten en el bienestar del ciudadano común, porque los gobiernos municipales son los que tienen mayor contacto con la gente.

Desde la Cámara de Diputados, dijo, seré vigilante de la correcta aplicación de las fórmulas de distribución de recursos, de acuerdo con la Ley de Coordinación Fiscal, y su pago oportuno y completo.

Lyndiana Bugarín dijo que es necesario un cambio en materia de coordinación fiscal para que estados y municipios, porque con la descentralización implementada en los ochentas, fortaleció a los gobiernos estatales, pero a costa de la debilidad de los gobiernos municipales, lo que explica que la mayoría de los dos mil 445 municipios se encuentra en alta marginalidad.

Consideró necesaria la promoción de una Ley del Gasto Federalizado, que integre en un solo proyecto las transferencias condicionadas, aportaciones, subsidios y convenios, las no condicionadas de libre disponibilidad y la deuda pública, así como elementos de la armonización contable, la disciplina financiera y la disciplina fiscal.

Apuntó algunas ideas como tener un gasto social regional y sectorial mejor focalizado, revisar los destinos programados de los fondos de aportaciones, los subsidios y los convenios, así como la gran cantidad de programas sociales, que no sólo deben de contener el avance de los indicadores de las necesidades esenciales, sino promover la inversión social, mejorar el salario real, avanzar en la armonización contable, la transparencia y la rendición de cuentas, entre otras medidas de disciplina y de política fiscal.

Todo ello se puede lograr si elevamos el proyecto de Ley de Coordinación Hacendaria, o como se le llegó a llamar del Gasto Federalizado, que al incluir los conceptos del Pacto Fiscal –Ramo 28– y del gasto condicionado –Ramo 33– daría lugar a la sustitución de la Ley de Coordinación Fiscal por un ordenamiento integral, concluyó la candidata la diputada federal por el PRI-PVEM-Nueva Alianza.

267 total views, 1 views today

Comparte esto:

Comentarios