567 total views

Con el objetivo de brindar  apoyo a grupos vulnerables frente a la contingencia derivada del COVID-19, el Banco de Alimentos de Zacatecas y el ayuntamiento capitalino encabezado por el alcalde Ulises Mejía Haro, realizaron la clausura oficial y el informe de resultados del programa “Compartiendo Esperanza”, que se realizó en conjunto con diferentes instituciones del sector público y privado, para llevar beneficio a más de 3 mil 500 familias en barrios, colonias y comunidades de la capital.

En rueda de prensa virtual, el primer edil comentó que el principal objetivo de esta colecta alimentaria fue trabajar conjuntamente en una acción que brindó apoyo ante la contingencia, y que atiende a grupos vulnerables en la capital del estado, sumando donativos para la realización de paquetes alimenticios que amortigüen el rezago económico por la pandemia.

Luis Antonio Martínez Díaz, Presidente del Banco de Alimentos en Zacatecas, comentó que se ha puesto un gran empeño por parte del sector público y privado, por lo que agradeció las aportaciones realizadas por el ayuntamiento capitalino, con la visión del alcalde Ulises Mejía Haro, quien además del recurso para la conformación de las despensas, también hizo entrega de cubrebocas para el personal que labora en el banco, así como el traslado de las despensas y la gestión del donativo de 50 mil pesos por parte de la empresa Johnson Electric.

Cabe destacar que para fiscalizar y vigilar el correcto ejercicio del programa, se generó un comité de vigilancia conformado por integrantes del Instituto Zacatecano de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (IZAI), por lo que Samuel Montoya Álvarez, Comisionado Presidente del Instituto, destacó que estas acciones se realizaron con puntualidad y ejerciendo el gasto de manera muy responsable, por lo que “son un ejemplo de rendición de cuentas en tan loable campaña”, agregó.

Eduardo Duarte Escareño, Subsecretario de la Secretaría de la Función Pública, señaló que con esa visión de compromiso social que el alcalde capitalino ha demostrado, deja un ejemplo de compromiso social, pues es el primero en el estado que ha impulsado este tipo de acciones, y pese a las afectaciones económicas ha emprendido gestiones en apoyo a la ciudadanía, por lo que “esperemos que otros alcaldes sigan el ejemplo de compromiso que se ha establecido”.

Al respecto, el alcalde indicó que en este ejercicio de absoluta transparencia, se reconoce el esquema noble en el que se impulsó esta campaña y la honorabilidad con la que el Banco de Alimentos de Zacatecas se ha desempeñado como Asociación Civil durante las últimas dos décadas, pues “nos hizo recordar que siempre es momento para apoyar a quien lo necesita y dejar de lado diferencias”.

“En esta campaña, además de compartir esperanza, también se compartió credibilidad y confianza en las instituciones, por lo que continuaremos siendo una administración cercana a la gente, que escuche de primera mano las peticiones de cada ciudadana y ciudadano, y partiremos de eso para seguir impulsando iniciativas en busca del continuo desarrollo de Zacatecas”, agregó.