Aristóteles

Reflexión en el marco del día del estudiante

La educación es un ornamento

para la prosperidad

y un refugio en la adversidad

 

El pasado 23 de mayo se conmemoró el día del estudiante, en México, celebración centrada en los jóvenes. El origen del día del estudiante se remonta al año 1929, cuando los estudiantes de la entonces Universidad Nacional de México (que, como resultado de esos acontecimientos se conoce oficialmente como Universidad Nacional Autónoma de México) se lanzaron a la huelga en favor de la autonomía universitaria, de la libertad de pensamiento y de la libertad de cátedra. Después de algunos eventos los estudiantes fueron atacados por las fuerzas del “orden”, a partir de esos eventos los estudiantes reclamaron que ese día fuera establecido para honrar a los agredidos.

            A propósito, ¿Cómo habrá sido el pasado día del estudiante para los celebrados? Generalmente cuando llega este día los alumnos están en las aulas y los docentes tienen la oportunidad de celebrarlos, pero en la situación en la que nos encontramos esto es imposible. A pesar de que estamos volviendo a la “normalidad” aún ciertos sectores de la sociedad no han podido integrarse como el educativo.

            Como sabemos y ya mucho se ha dicho la pandemia vino a cambiar la forma en la que percibimos el mundo. Más allá de los problemas económicos o sociales que venimos experimentando en los últimos años, se han añadido problemas individuales, en muchos casos agravando los trastornos mentales o haciendo que aparezcan, tales como insomnio, ansiedad, depresión y trastorno por estrés postraumático. La juventud es una de las mas afectadas, el impacto que ha tenido la pandemia en los jóvenes estudiantes ha sido evidente. Para muchos no solo se trata de problemas educativos, también han estado presentes complicaciones físicas, psicológicas reflejadas muchas veces en la negligencia o el descuido.

            En el contexto de la pandemia es importante tener en consideración la pérdida de funcionamiento cognitivo o las secuelas que pueden acompañar si se llegó a adquirir la enfermedad o los efectos psicológicos por exposición al covid 19 como desmoralización o desamparo, llegando a configurar un estado de duelo. Por otra parte, las personas sometidas al estrés del rebrote pueden presentar angustia marcada y un deterioro significativo en el funcionamiento social u ocupacional afectando los trastornos de adaptación y en caso de persistir con ánimo triste se puede presentar un trastorno depresivo mayor. Si esto lo traducimos a los estudiantes nos enfrentamos ante altos niveles de deserción, para muchos es muy complicado seguir el ritmo de las clases en líneas, alguno ni siquiera tienen los medios para sobrellevar los ciclos escolares. Por otro lado, surge la pregunta ¿Realmente los estudiantes aprenden a través de un monitor? Es posible que lo que en primera instancia nos viene a la mente son las dificultades de algunos maestros para realizar sus clases a través de los medios digitales, pero más allá de eso hay docentes que dominan los medios digitales y aun así padecen dificultades en este caso educativas.

            Seguramente el pasado 23 de mayo para muchos estudiantes fue agridulce ya que realmente no hay mucho que celebrar, el sistema educativo en México cada día se enfrenta a más obstáculos y lejos de superarlos parece que solo se acumulan y no parece que no vaya a haber soluciones a la brevedad. Mas allá de las críticas sociales que podamos hacer también debemos de entender que sobrellevar una pandemia no es algo sencillo, nuestro país está en una crisis que afecta a todos los sectores y estratos sociales. Como ciudadano, nuestro deber es continuar con los cuidados sanitarios, para así seguir protegiéndonos a nosotros y a los que nos rodean. Incluso con el nuevo cambio se ha llegado a hablar sobre el modelo híbrido, donde se combine el modelo presencial con la modalidad en línea.

            En Funeraria Carrillo seguimos trabajando para servirles, en todo momento respetamos los protocolos sanitarios para así proteger a nuestros clientes y a nosotros mismos. Recuerden en Funeraria Carrillo estamos para acompañarlos de corazón.