RECLAMA EL PRI APATÍA DE AUTORIDADES ANTE LA VIOLENCIA

• No es cierto que todo está mejorando, afirma Enrique Flores Mendoza.

El Partido Revolucionario Institucional (PRI), a través de su dirigencia, hizo hoy un enérgico reclamo a las autoridades federales y estatales por la imparable ola de violencia y criminalidad y particularmente por la apatía con que enfrentan este flagelo y la absurda posición al señalar “que todo está mejorando”.

Al frente de todos los Secretarios, personal administrativo y Diputados locales priistas, el Presidente de este instituto político, Enrique Flores Mendoza dijo que mientras las autoridades se ufanan en señalar en conferencias de prensa que los homicidios y la violencia generalizada está a la baja, ayer mismo se registraron varios homicidios, así como balaceras e incendios en casas en Jerez, Fresnillo, Guadalupe y Zacatecas, por mencionar sólo unos municipios, aunque en todo el Estado la situación es semejante.

Sostuvo que ya es tiempo de que el gobierno les hable con la verdad a los ciudadanos y ha llegado el momento en el que los priistas y ciudadanos encabezarán un reclamo sistemático y organizado,  para buscar la paz y tranquilidad en Zacatecas aunque las autoridades no tengan la voluntad de hacerlo como es su obligación constitucional.

Diputados priistas se suman al reclamo

En el marco de la ceremonia de Honores a la Bandera de este lunes, la Coordinadora del Grupo Parlamentario del PRI en la 64 Legislatura, Gabriela Basurto Ávila, pronunció un enérgico “Ya basta” para exigir a las autoridades que encabeza el Gobernador David Monreal Ávila que ya intervenga, decididamente en parar la ola de violencia que azota a Zacatecas y dejar de mentir a la población en el sentido de que cada día vamos mejor.

Gabriela Basurto afirmó que los siete Diputados  priistas solicitarán a sus homólogos en el Congreso que acepten exigir como Poder Legislativo que el Poder Ejecutivo asuma con mayor firmeza sus responsabilidades en el combate a la criminalidad y la delincuencia.

No puede ser posible que a plena luz del día se cometan homicidios, secuestros, balaceras y todo tipo de amedrentamiento y violencia sin que las autoridades logren capturar a los responsables. Los padres, madres, hijos y cualquier ciudadano que ha perdido seres queridos en esta ola de violencia no pueden aceptar más que las autoridades sólo alcancen a decir que “El caso se está investigando” pero sin haber resultados.