Adiós Don Beto “el Zancudo”, Un personaje de Jalpa

Por José Juan Llamas Saldívar

Jalpa, Zacatecas.- Con 92 años de edad a cuestas y más de 70 en el oficio de la sastrería, ayer fue despedido Don Heriberto, de esta vida terrenal por familiares y amigos.

Don Heriberto López Huerta, el mayor de 7 hermanos, entregó su vida a este oficio, en Jalpa y la región fue conocido por su excelente trabajo, lo mismo le entraba a un traje sastre, que a uno charro y de vez en cuando A trabajos de mujer, “tenemos que toparle para sacar para la gorda -“Juanito”- decía, Don Beto a este reportero en una entrevista hecha en 2015, ya batallaba para su trabajo, su pasión los toros y la política.

Para las nuevas generaciones, Don Heriberto, también conocido como “El Zancudo” (con aprecio y respeto para la familia y amistades) es quizá para las nuevas generaciones un hombre desconocido, pero para hombres y mujeres de los años setentas y ochentas, fue un personaje.

Su carácter y su forma de atender, fue su signo, Dicharachero, un hombre con una conversación amena y ocurrente, así era Don Beto. Bueno o mal vecino o amigo, según sea el caso, choferes de autobuses sus mejores clientes, -recordar- que Heriberto fue chofer de línea verde y de transportes Estrella Blanca por más de 30 años.

Pese a todo, siempre mantuvo su local por la calle Iturbide, ahí en el hogar de su familia, su pasión, el Beis bol, los toros y la grilla (la política), “todos son iguales” decía Don Beto, no hay ni a cual irle, pero ocupamos uno, el menos malo, comento en esa misma entrevista de 2015.

Don Beto, este personaje cuyo signo característico era, sus lentes y quejarse de algo, lo encontrabas siempre con las tijeras en la mano y un pedazo de jabón para rallar los pantalones que arreglaba o confeccionaba, ahí cerca de su máquina había bolas de tela con alfileres para marcar los cortes, hoy lamentablemente la sastrería, es un oficio en desaparición, de ahí la importancia de este emblemático personaje.

Triste luce su local, que lo va extrañar, yace solo, pero sus recuerdos ahí están, carteles de toros y beisbol y algunos reconocimientos, paredes llenas de gusto y si hablaran de tantos y tantos temas de la vida pública de Jalpa, descanse en paz Don Heriberto López Huerta.

Agradecemos al Profesor y amigo Gonzalo Arechiga Lira, quien logró capturar la imagen que hoy compartimos con esta nota, y a la familia que permitió capturar la esencia del local que por muchos años fue el negocio y el local de sastre.

FOTOGRAFIA PRINCIPAL: GONZALO ARECHIGA LIRA