NUESTRO PROBLEMA ES POLÍTICO

RECREO

NUESTRO PROBLEMA ES POLÍTICO

La inseguridad aparece en el horizonte zacatecano como el árbol que amenaza tapar el bosque conformado por decisiones erradas, omisiones, negligencias acumuladas y corrupción tolerada por actores que sienten que no están en condiciones de combatir la corrupción en otros para no ser medidos con la misma vara. Nuestro problema es político

Aún no concluye el período vacacional y los balances sobre el impacto del turismo no se hacen esperar. Para subrayar la desigualdad entre regiones basta contrastar el informe de la Ciudad de México del récord de visitantes durante semana santa y con saldo blanco con los lamentos generalizados en Zacatecas por todo lo contrario

la desigualdad tiene raíces estructurales, pero la situación económica del estado tiene variables locales que es menester identificar

El centro histórico de la ciudad capital es referente básico del dinamismo de la vida económica del estado, especialmente del comercio y del turismo. Cuando sus calles lucen escasamente transitadas el comercio languidece y si no termina de vaciarse es por ser paso obligado de quienes viven o trabajan cerca

El golpe más severo que ha recibido el centro histórico es el traslado a ciudad administrativa de miles de burócratas, la tramitología dejó de ser el imán que hizo florecer la actividad comercial con los que acuden a oficinas públicas. La UAZ cedió su centralidad cultural que en el pasado abarrotó el teatro Calderón con variada y continua programación

La ciudad perdió el esplendor visual que le dio el cableado subterráneo y el eficaz servicio de limpia que alguna vez distinguió a sucesivas administraciones municipales

El transporte público es caro y destartalado, las tarifas que el turista seguramente compara con otros lugares son más caras y la calidad del servicio frecuentemente está en desventaja

Las vallas para bloquear el estacionamiento en las zonas permitidas hacen que la gente evite entrar al centro. La clientela que pierde el comercio del centro histórico la ganan cadenas comerciales tipo Walmart, Soriana, Suburbia, que por no tener su domicilio en el estado nos privan del beneficio presupuestal del IVA

Las frecuentes interrupciones de la circulación son también agresiones evitables a la vida comercial

EL BOSQUE TAPADO POR EL ÁRBOL

Zacatecas tiene un enorme potencial turístico, tiene historia, arquitectura, naturaleza y cultura. Podemos ser destino recreativo de fines de semana y temporadas vacacionales del bajío y norte del país, nuestros museos son de presumir aquí y en China, tenemos sitios arqueológicos de singular valor cultural en este extremo de Mesoamérica pero ha fallado la visión gobernante

Erraremos el diagnóstico si pensamos que la inseguridad es la causa y no el efecto. Escuchamos repetidas opiniones que aseguran que la semana santa ha sido económicamente fallida porque la gente decidió no venir por el temor que genera tanta nota roja que zacatecas brinda a la prensa nacional, sin embargo, tan solo en Acapulco hubo veinte homicidios en la misma semana en que aquí tuvimos ocho, con la singularidad que cinco de las víctimas fatales de Acapulco fueron turistas, como también ocurrió en Cancún ¿Por qué en esos sitios no se cancelaron reservaciones y porqué en Zacatecas permanecieron los hoteles semivacíos cuándo ningún visitante tuvo contratiempo en carretera o en la ciudad?

El problema que tenemos en Zacatecas es de esencia política, si no lo entendemos no daremos con la solución.

Las organizaciones del sector privado carecen de la fuerza proveniente del involucramiento de todos los que por su actividad deben participar, tienen escasa membresía y nula independencia a la hora de elegir dirigentes, han sucumbido ante la instrumentación partidista y de ese modo han renunciado a velar con eficacia por los legítimos intereses de su respectivo sector, los ganaderos y los constructores lo pueden atestiguar

URGE CAMBIO VERDADERO

El modelo caciquil imperante en el estado ha generado camadas de políticos errantes que no se dan el tiempo para cultivar el entendimiento de la problemática colectiva bajo el prisma ideológico con el cual identificarse, el menosprecio a la coherencia más elemental nos ha puesto en manos de una clase gobernante que con sus honrosas excepciones, depende más de un padrino que de su capacidad, de ese modo se consagra la ineptitud como política pública

No logramos dejar atrás del aldeanismo periodístico de la “candidatitis aguda”, concentra más la atención en expectativas individuales de actores políticos que en los grandes problemas colectivos, tal tradición no favorece la cultura política que expone y jerarquiza desafíos sociales y favorece la construcción de respuestas

El turismo es la actividad económica cuya crisis es visible, pero la ganadería, la agricultura, la fruticultura, el comercio, la industria y los servicios andan por las mismas.

La economía criminal se extiende como la humedad en un campo tan propicio

Nos encontramos el lunes en Recreo

@luismedinalizalde-luismedinalizalde@gmail.com