LA EXTORSIÓN NORMALIZADA

RECREO

LA EXTORSIÓN NORMALIZADA

La senadora Soledad Luévano subió a las redes un breve comunicado dónde relata que un trabajador del servicio público (Fernando) solicitó su apoyo para defenderlo de la extorsión a las que lo sometía un servidor público (Javier) al cual ya se le dictó orden de aprehensión. El tema alude a la práctica muy reiterada de quitar una parte de su sueldo a alguien a un trabajador que con esa condición obtuvo un empleo

En los círculos burocráticos es muy conocida esa extorsión practicada por individuos deshonestos que encontraron la manera de incrementar sus ingresos o de financiar carreras políticas, tal corrupción ha sido detectada en los tres poderes constitucionales, en los tres niveles de gobierno, en órganos autónomos incluyendo universidades, etcétera

Una de las secuelas de la extorsión laboral más nociva es la sobrecarga financiera derivada de nóminas excedidas, como lo podemos constatar en el congreso del estado, municipios y dependencias del Zacatecas de hoy

Otro mal derivado de eso es el remplazo del que sabe su función por quienes llegan a aprender, para lograrlo, los inescrupulosos en situación de mando, hostilizan a los que estorban hasta hacerlos renunciar o regresar a su empleo de base. (Todo gobernante debiera dar directrices firmes en sentido contrario si no quiere llenarse de inútiles)

Esta forma de extorsión es muy usual en países cuyas estructuras públicas no están diseñadas para la prevención, detección y castigo eficaces de la corrupción, en algo muy difundido en Brasil que Jair Bolsonaro, antes de ocupar el cargo de presidente de la república, en su larga carrera legislativa, engrosaba las nóminas oficiales con parientes de su esposa y “milicianos” a los que según Eric Nepumoceno les quitaba hasta un noventa por ciento del salario

Chirac, el prominente político de la derecha francesa, tuvo un retiro muy amargoso al ser sometido a juicio por la existencia de empleados “fantasmas” durante su paso por la alcaldía de París, varias décadas atrás.

Estamos ante una práctica delictiva que se apoya en el pacto de silencio inherente a esas situaciones, sus víctimas suelen ser personas en situación de necesidad, aunque algunos viven de otra cosa y les es cómodo prestar su nombre a cambio de unos “cuántos pesillos”

DISTINTAS MODALIDADES

Otra práctica muy sabida es la extorsión sexual de la que son víctimas mayoritariamente las mujeres. Aunque la admirable lucha de los colectivos de mujeres ha logrado atenuarla significativamente, no es momento de bajar la guardia

La extorsión sindical es la consecuencia de la falta de democracia en las organizaciones de los trabajadores, por eso la reforma legal que establece el voto directo, libre y secreto es el primer paso para dejar en el pasado una etapa en la que los dirigentes sindicales daban la espalda a sus representados ante el patrón, los usaban para fines políticos y se enriquecían mediante la venta de plazas.

El voto secreto empieza a dar frutos, pondrá fin a la extorsión en cada elección cuándo los que tienen la sartén por el mango presionan, intimidan o cobran falsos favores. El voto libre es recuperación de respeto al trabajador

En Zacatecas las elecciones del STUAZ, del sindicato del ISSSTE y de los trabajadores de la Secretaría de Salud han mostrado las virtudes de las nuevas armas sindicales por las que tanto lucharon anteriores generaciones.

Ojalá que en los trabajadores del IMSS también puedan vivir sin presiones la renovación sindical en dónde muchos ven el riesgo de un cacicazgo por la extraña circunstancia de que el actual Secretario de Salud sea simultáneamente secretario general del sindicato del IMSS en Zacatecas y tenga la posibilidad de seguir controlando la sección mediante interpósita persona ¿Tan atrasados estaremos?

Las secciones 34 y 58 del SNTE vivirán la renovación de sus mandos sindicales estrenando el voto libre y secreto, como los del IMSS, veremos en qué termina todo

La extorsión política la padecen los empleados públicos obligados a apoyar partidos y candidatos si no se quieren represalias, beneficiarios de programas sociales de gobierno, proveedores de gobiernos, constructores de obra pública; Unos para que voten, otros para que consigan votos y otros para que den “coperacha” para ambas cosas

EL CAMBIÓ COMENZÓ

La extorsión no se reduce al “cobro de piso” de inspectores y sicarios, todo país que se dejó envolver por la corrupción genera una clase política que normaliza estás prácticas, durante mucho tiempo pensamos equivocadamente que la “mordida” es cuestión de oficiales de tránsito o de burócratas menores sin caer en la cuenta que la extorsión se hizo sistema

López Obrador encabeza una etapa de procesos en comienzo, de sentar bases. Si alguien esperaba otra cosa no conoce la historia

Erradicar la extorsión llevará su tiempo, pero hay avances

 

Nos encontramos el jueves en Recreo

@luismedinalizalde-luismedinalizalde@gmail.com